Actualizado
viernes, 26 mayo 2017
19:22
h
URGENTE

Bodipo: “Estoy orgulloso, pero he llegado demasiado tarde”

El entrenador tiene muy buenas sensaciones de su experiencia
Ver comentarios
  • entrenador. Bodipo charla con dos futbolistas del Mancha Real.
    entrenador. Bodipo charla con dos futbolistas del Mancha Real.

A falta de un partido para que acabe la liga, el entrenador del Atlético Mancha Real, Rodolfo Bodipo, hace un análisis de su paso por el equipo. Para el sevillano su estancia ha sido muy feliz y productiva y de la que siempre guardará un gran recuerdo por ser su primera experiencia como entrenador. El técnico del Mancha Real trata de transmitir a sus jugadores sus ideas y su forma de ver el fútbol, explicándoles siempre, poniéndose en el lugar de ellos y mostrándoles trucos de su etapa como jugador de Primera División. Si bien es cierto, su punto fuerte en estas ocho jornadas al frente del equipo ha sido el gran trabajo psicológico que ha tenido que llevar a cabo, ya que, como comenta el propio entrenador, se encontró un vestuario totalmente hundido. “Ahora somos una familia”, asegura con una sonrisa de orgullo. A pesar de que tenga la sensación de haber llegado demasiado tarde.

Cuando Bodipo se hizo cargo del vestuario verde se encontró que ya se habían producido incorporaciones del mercado de invierno y el resultado para el club no fue el que se esperaba de ellos. “No hemos estado a la altura de un club como el Mancha Real”.

El sevillano considera que el mercado de invierno es muy importante para un equipo puesto que es el momento de reforzarse de la mejor manera posible para conseguir cumplir cualquier meta. Para el conjunto jiennense este ha sido una gran rémora a la hora de cumplir objetivos como la permanencia en Segunda División B.

Otro de los grandes problemas con los que Rodolfo Bodipo ha tenido que convivir es con no haber podido confeccionar un once fuerte. Según el técnico ha tenido que hacer “encaje de bolillos” para casi todos los encuentros. En esta últimas dos jornadas comentaba que ya el equipo se estaba asemejando a la idea que él quería, a un once más competitivo. Con más gol con el que poder acompañar al pichichi Airam Benito.

Para Bodipo el gol es lo más importe, puesto que sabe que desde fuera se ve como un equipo no es tan bueno como parece si no tiene gol. Y esto empaña el buen trabajo que se realiza durante los entrenamientos. El técnico verde en todo momento mostró el gran apoyo que ha sentido de la directiva, que lo felicitaba por su buen trabajo en la recuperación del equipo tanto dentro como fuera del terreno de juego. Sobre su futuro, Bodipo comenta que la directiva ya le había propuesto la continuidad la próxima temporada algo que le llena de orgullo ya que ellos le dieron toda la confianza.

Se quita el sombrero ante la directiva

Bodipo dice que se quita el sombrero ante la directiva del Mancha Real. En poco clubes, asegura, dejan trabajar sin entrometerse en nada algo que desde su punto de vista también puede perjudicar en cierto modo o no, como ocurrió con su predecesor que hizo y deshizo a su antojo. Cree que a pesar del apoyo que el Mancha Real tiene ha habido una “mano negra”, que ha estado “restando”.