Actualizado
lunes, 21 enero 2019
21:01
h
URGENTE

El Rey destaca la Constitución como garantía de libertad

Felipe VI afirma que “ampara a la vez que limita el ejercicio del poder”
Ver comentarios
|
09/01/2019
  • JUSTICIA. Felipe VI en la entrega de despachos de la LXVIII promoción de la carrera judicial.
    JUSTICIA. Felipe VI en la entrega de despachos de la LXVIII promoción de la carrera judicial.

El Rey Felipe VI destacó ayer durante el acto de entrega de despachos a los 63 nuevos jueces de la última promoción el valor de la Constitución como garante “de los valores supremos de una sociedad libre, sin los cuales no resultaría reconocible como tal porque encarna la máxima calidad democrática de una sociedad y ampara, a la vez que limita, el ejercicio del poder político”.

El acto, celebrado en la Real Academia Española, se trasladó en esta ocasión desde Barcelona, donde venía celebrándose durante los últimos 20 años, con motivo del 40 aniversario de la Constitución, efeméride que marcó gran parte del discurso del monarca ante la cúpula del Poder Judicial, los ministros de Justicia e Interior, Dolores Delgado y Fernado Grande-Marlaska; la fiscal general del Estado, María José Segarra y destacados miembros judiciales.

El Rey se dirigió a los nuevos jueces para darles la enhorabuena por su capacidad, conocimiento, aptitudes y esfuerzo y también para darles las gracias “por estar dispuestos a desarrollar y aplicar esos conocimientos y capacidades al interés y bien común” de España. En esta promoción, las mujeres —que son más de la mitad de los más de 5.377 jueces españoles en activo— representan el 63,49% (un total de 40 frente a 23 hombres) aunque un porcentaje inferior al del curso anterior, en el que el 70,8% eran juezas.

El monarca, sentado bajo los retratos al óleo de Cervantes y de Felipe V, fundador de la Real Academia, entregó asimismo a la primera de la promoción, Carlota Alonso, la insignia de San Raimundo de Peñafort. Presidiendo el salón principal de la Academia podía leerse la orla pintada al fresco con el lema de la Institución: “Limpia, fija y da esplendor”.

“Una sociedad moderna y avanzada como la nuestra, plenamente democrática como la española, sólo puede desarrollarse en paz y concordia si cuenta con un Poder del Estado independiente y neutral para impartir justicia”, manifestó el Rey ante los presentes.

Por ello, en su discurso oficial, Felipe VI destacó que “la incorporación de hombres y mujeres altamente cualificados y preparados al Poder Judicial debe ser motivo de celebración y alegría por todo lo que entraña y representa”. Recordó que nuestro Poder Judicial “cuenta con plena legitimidad”.