Actualizado
sábado, 18 noviembre 2017
15:31
h
URGENTE

La Virgen del Alcázar pasea por piedras renacentistas

La ciudad Patrimonio de la Humanidad vive un intenso mes de agosto, con una amplia programación destinada a vecinos y visitantes

La ciudad Patrimonio de la Humanidad pone fin a unos días de gran disfrute, con las calles llenas de vecinos y visitantes. Baeza dice adiós a su feria, en honor de la patrona, Nuestra Señora del Alcázar, y saborea el brillante pórtico con el que se llenaron de contenidos las jornadas previas a las celebraciones de agosto. Durante el fin se semana, no cesaron las propuestas musicales, como charangas que animaron las calles y conciertos como los de la artista de la tierra Julia Garrido, toda una triunfadora del programa “Yo soy del sur”, dedicado a descubrir a talentos de la copla. También hubo teatro, actividades deportivas y, como es ya costumbre, un ir y venir de personas tanto en el recinto de la feria de día, en pleno Paseo, como en el flamante recinto nocturno, en el que las casetas comparten espacio con las atracciones infantiles. En las inmediaciones del Parque Patrimonio de la Humanidad, además, fueron cientos las personas que, como manda la tradición para despedir la feria, asistió el espectáculo de fuegos artificiales. Después, unos churros, como mandan las “normas de buen baezano”.

La noche de lunes, la penúltima de los festejos, se prolongó hasta altas horas, con la descacharrante actuación del cómico malagueño Manuel Sarriá. Ya en la jornada de ayer, consagrado a la patrona, la programación religiosa comenzó con una misa en honor de la Virgen, en la parroquia de San Andrés, colegiata de Santa María del Alcázar, un ejemplo del mejor plateresco andaluz. En El Vivero, la Banda de Música de Baeza ofreció un concierto con una gran afluencia de público. A partir de las dos de la tarde, más música, de la mano de Plomo y Plata y, ya a las nueve de la noche, uno de los momentos más esperados de los festejos locales, con la procesión de la protectora de los baezanos, en su recorrido por las principales calles de la ciudad, en la que colgaban blasones e imágenes de Nuestra Señora del Alcázar y banderas adornaban muchos balcones.

En estos días tan importantes para Baeza, Diario JAÉN estuvo muy presente, con la entrega de una medalla de la protectora de la ciudad con el periódico, además de dar una cobertura extraordinaria a las fiestas.

Pero, aunque la feria en honor de la Virgen del Alcázar, alcaldesa y copatrona de la ciudad junto a San Andrés, llegan a su fin, las propuestas no se detienen. Y es que, durante este mes, hay gran cantidad de propuestas para jóvenes y mayores. Para el próximo domingo, 20 de agosto, está anunciada en la monumental Plaza de Toros, que celebra su 250 aniversario, la “XII Exhibición de Enganches”. Este espectáculo genera una gran expectación, como se demuestra que, además de vecinos, acudan visitantes de la comarca y del resto de España. Por último, para el día 26 de agosto y como cierre de la programación prevista para meses de verano, se organiza el “Encuentro de Bolillos y Mantillas”, en el Paseo de la Constitución, con un variado programa que incluye una exhibición de las labores de encaje, entrega de premios a los mejores trabajos, una actuación a cargo de Inmaculada Moreno y, por último, una comida entre los participantes.

En estos días, el incremento de la actividad hostelera ha sido notable, con importantes cifras de ocupación y gran ambiente en la zona de bares y terrazas, en el corazón de la ciudad Patrimonio de la Humanidad, que, a lo largo de sus días de fiesta, reciben una gran cantidad de visitantes, llegados de los alrededores, como Úbeda, Rus, Canena, Begíjar, Lupión, Ibros y más allá de esta zona.