Actualizado
martes, 23 octubre 2018
19:11
h
URGENTE

Bolsonaro y Haddad luchan en la segunda vuelta electoral

El expresidente Lula, motivo del primer choque entre ambos candidatos
Ver comentarios
  • ELECCIONES. Catorce estados brasileños votarán en la segunda vuelta electoral del 28 de octubre.
    ELECCIONES. Catorce estados brasileños votarán en la segunda vuelta electoral del 28 de octubre.

El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva fue el protagonista del primer choque entre el ultraderechista Jair Bolsonaro y el izquierdista Fernando Haddad después de que ambos consiguieran su pase para la segunda vuelta de las elecciones presidenciales, manteniendo su omnipresencia en la campaña pese a estar encarcelado. Los dos publicaron su agenda para ayer, día de resaca electoral, según la cual Haddad visitó a Lula, que purga una condena de doce años de cárcel en la prisión policial de Curitiba. Según la prensa brasileña, buscó el consejo del ex presidente de cara a la segunda vuelta del 28 de octubre.

Haddad fue el sustituto de Lula después de la justicia electoral le impidiera competir en la carrera por el Palacio de Planalto debido a su condena por aceptar un tríplex de lujo en Sao Paulo como pago a los favores políticos a una empresa constructora.

“La elección es suya, señores. Ser gobernados por alguien limpio o por el mandado de un preso por corrupción”, reaccionó en Twitter Bolsonaro. El líder de la extrema derecha brasileña optó por permanecer en su casa de Río de Janeiro acompañado por su familia, tal y como ha hecho desde el pasado 6 de septiembre, cuando fue apuñalado en el abdomen por un perturbado en pleno mitin.

Bolsonaro se impuso en la primera vuelta del domingo, con un 46% de los votos, mientras que Haddad quedó segundo, con un 28%. Dado que ninguno superó el umbral del 50%, el ganador se decidirá el 28 de octubre.

SEGUNDA VUELTA . Trece estados brasileños designaron gobernador en las elecciones regionales del domingo, mientras que los catorce restantes —entre ellos las importantes plazas de Río de Janeiro, Sao Paulo y Brasilia— deberán esperar a la segunda vuelta del próximo 28 de octubre, si bien la pérdida de poder territorial de los partidos del presidente saliente, Michel Temer, y del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva es ya un hecho. El Movimiento Democrático de Brasil (MDB), las nuevas siglas del partido de Temer, y el Partido de los Trabajadores (PT) de Lula pasan de los doce estados que ganaron en los comicios de 2014 como tándem electoral a la expectativa de nueve, en función de los resultados que arroje el balojate. El PT sufre importantes derrotas en Acre, donde gobierna desde hace 20 años, y en Minas Gerais, donde los malos resultados se extienden a los comicios parlamentarios, ya que la ex presidenta Dilma Rousseff no ha sacado escaño. Sin embargo, conserva Bahia, Ceará y Piauí.