Actualizado
sábado, 21 julio 2018
22:03
h
URGENTE

La ONU pide “conservar las pruebas” del ataque químico

Trump y May destacan lo importante que es tomar medidas conjuntas
Ver comentarios
|
14/04/2018
  • PRUEBAS. Un menor supuestamente afectado por el ataque químico en Duma.
    PRUEBAS. Un menor supuestamente afectado por el ataque químico en Duma.

La comisión de la ONU que investiga la presunta comisión de crímenes de guerra en Siria instó a “conservar las pruebas” del supuesto uso de armas químicas en la localidad de Duma, donde el 4 de abril perdieron la vida más de 70 personas tras un ataque, de cara a potenciales procesamientos.

“Los responsables de estos ataques deben ser identificados y rendir cuentas”, reclamó la Comisión Internacional de Investigación en un comunicado, sin culpabilizar a ninguna parte de lo ocurrido. El régimen de Bashar al Assad negó cualquier responsabilidad. El grupo subrayó la necesidad de “conservar las pruebas” y emplazó a “todas las autoridades relevantes” a garantizar que “ninguna parte altera” el lugar, los objetos o a los testigos antes de que puedan acceder a la zona “observadores e investigadores independientes”. Expertos de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) llegaron a Siria con vistas a comenzar una investigación.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y la primera ministra de Reino Unido, Theresa May, llegaron a un acuerdo sobre la importancia de tomar medidas conjuntas a nivel internacional para acabar con el uso de armas químicas en Siria. “El presidente Trump ha hablado hoy con la primera ministra Theresa May. Los líderes han seguido hablando de la necesidad de responder conjuntamente a la situación en Siria”, indicó la Casa Blanca en comunicado. La oficina de May indicó tras la conversación telefónica mantenida entre ambos que “han acordado que es vital que el uso de armas químicas no se salde sin consecuencias” y destacaron la necesidad de evitar otros ataques similares al registrado el 7 de abril en la localidad siria de Duma, en la región de Ghuta Oriental.

Asimismo, los dirigentes hicieron hincapié en la importancia de “mantener el contacto para seguir debatiendo sobre la respuesta a dar”, tal y como recoge el texto. La conversación entre ambos tuvo lugar después de que el Gobierno británico acordara que May siga trabajando con Estados Unidos y Francia para coordinar una respuesta internacional en Siria. Un portavoz de May citado por el diario británico “The Guardian” afirmó que el Gabinete “ha acordado la necesidad de tomar medidas para aliviar la situación humanitaria y evitar un nuevo uso de armas químicas.