Actualizado
sábado, 20 octubre 2018
12:12
h
URGENTE

Detenido por quebrantar la orden de alejamiento

La víctima de maltrato se encuentra en “riesgo extremo”

La Guardia Civil detuvo anoche a Gabriel M. M., el hombre acusado de varios delitos de violencia de género y cuya pareja se encuentra en “riesgo extremo”, según la calificación de la Fiscalía. El hombre, de 34 años, fue localizado en una nave abandonada de Bailén, en la que se encontraba acompañado de sus tres hijos (de 5, 2 y 1 año) y de la propia mujer. Se le imputa un delito de quebrantamiento de medida, ya que había inutilizado la pulsera de localización que le había sido colocada por orden judicial. Por su parte, la mujer rehusó en todo momento la protección que se le pudiera facilitar e, incluso, se había negado previamente a ser llevada a una casa de acogida.

Este caso generó ayer gran alarma después de que la Fiscalía alertara de que se estaba buscando a Gabriel M. M., debido que había dejado de estar localizable, pese a su obligación de llevar una pulsera de control. La víctima tampoco lleva la parte del dispositivo que alerta de la proximidad de su expareja. De ahí que desde el Ministerio Público se hubiera pedido la localización de este hombre.