Actualizado
lunes, 22 octubre 2018
11:16
h
URGENTE

Enrique Acisclo: “El futuro social y bancario está en el smartphone”

El director de Caja Rural destaca el valor de la banca cooperativa en La Económica

Enrique Acisclo, director general de Caja Rural de Jaén, proyectó el futuro social y, consecuentemente, de la banca en el smartphone (el teléfono móvil de altas prestaciones). Lo hizo en una brillante conferencia en la Real Sociedad Económica de Amigos del País en un salón de actos que se quedó pequeño. Enrique Acisclo hizo un recorrido por el sistema bancario europeo y español para evidenciar las diferencias que existen entre los bancos y las cajas rurales en una firme defensa de los valores de la banca cooperativa, que va más allá de repartir dividendos y que destaca por mantener un firme compromiso con la sociedad.

El director de Caja Rural de Jaén analizó conceptos como la solvencia y el valor de la confianza dentro del negocio antes de repasar el nacimiento de las cajas rurales y, concretamente, el de Caja Rural de Jaén. “Nuestro futuro está lleno de juventud. Solo tenemos 61 años. Nacimos como agrupaciones y cooperativas que querían mejorar el mundo rural”, explicó el conferenciante.

Se detuvo en el gran escollo que ha sufrido la entidad a lo largo de su historia: la crisis generada por Uteco. “Una intervención no correcta generó la quiebra técnica y afectó a la confianza en el modelo de las cajas rurales. Domingo Solís pretendió el modelo que aún escucho como perfecto: la unión de todo el aceite de Jaén para venderlo junto. Esto requería unas necesidades financieras enormes. Caja Rural solo le daba crédito a Uteco en vez de a los agricultores. La idea fue un auténtico fracaso. Cuando llegué, me encontré una quiebra de 8.000 millones y comencé a peregrinar por los Ministerios en busca de comprensión. Conseguimos un crédito de 10.000 millones, que hubo que pagar”, afirmó Enrique Acisclo.

Sin embargo, su ponencia describió un escenario optimista a partir de ese punto de inflexión. “En 2016 acabamos de pagarlo todo”, señaló. Enrique Acisclo describió a Caja Rural de Jaén como una entidad fuerte tremendamente implantada en el territorio con 170 oficinas, medio millar de trabajadores y unos números envidiables.

“Somos una entidad que lucha contra la exclusión financiera. Estamos en todos los municipios de la provincia”, señaló. Además, también se refirió a la intensa actividad de Caja Rural de Jaén y de su fundación. De hecho, este organismo ha desarrollado 54 proyectos dentro de la rama solidaria; 9, ligados al voluntariado; 52, para impulsar actividades de tiempo libre, y un amplio abanico de acciones culturales. De hecho, 324.434 personas se beneficiaron de alguna de las actividades ligadas al compromiso social y cultural que mantiene Caja Rural de Jaén.

Enrique Acisclo tampoco se olvidó de proyectar los ejes del futuro. “Hay países en Europa en los que prácticamente no se usa el dinero, sino que se basan en las transacciones. El smartphone es el futuro, que nos vale ya para pagar, para enviar dinero a un amigo mientras que comemos o para encender la calefacción de la casa cuando estamos fuera”, dijo.

presentación. El director de la Real Sociedad Económica de Amigos del País, Antonio Martín Mesa —catedrático de la Universidad de Jaén—, fue el encargado de presentar al ponente. Lo hizo de una manera muy especial, ya que destacó la fortaleza de Caja Rural de Jaén y su apuesta por la provincia —con una inversión de más de 6 millones en proyectos vinculados con la tierra— y, también, con un guiño muy personal. En este último sentido, se refirió a la ayuda que, en los años 80, le prestó Enrique Acisclo dentro de su tesis doctoral. “Me ayudó mucho, me aclaró conceptos y me abrió muchas puertas dentro de este trabajo de investigación”.