Actualizado
sábado, 23 marzo 2019
19:57
h
URGENTE

Las aulas de estudio y la biblioteca, a “tope”

Los estudiantes se preparan para los exámenes del primer cuatrimestre, mientras que las clases comenzarán el día 26
Ver comentarios
|
11/01/2019
  • CITA. Alumnos de la Universidad estudian en las instalaciones de la Universidad.
    CITA. Alumnos de la Universidad estudian en las instalaciones de la Universidad.

Volver a la rutina siempre cuesta trabajo después de un periodo de vacaciones como el de la pasada Navidad, pero más aún en el caso de los estudiantes universitarios, que es en este primer mes de enero cuando tienen que afrontar los exámenes ordinarios que se corresponden con el primer cuatrimestre del curso.

Por este motivo, muchos de ellos dejaron a un lado, o al menos redujeron, las quedadas en las que siempre están como protagonistas los postres navideños tan suculentos como los turrones y polvorones, las salidas y los reencuentros con los amigos o las compras navideñas, para “hincar los codos” e intentar salir lo más airoso posible de esta cita. La primera del curso, y en muchos casos de la etapa universitaria.

“Siempre me gusta venirme a la Universidad a estudiar. Pero como la primera semana de la Navidad tenía a muchos amigos de fuera que habían vuelto y demás, preferí estudiar algunos ratos en casa, y ya me vine a estas salas el 2 de enero. También es una opción para algunos amigos y compañeros de clase, y entre todos nos animamos y nos motivamos ante cada examen”, afirma María, que estudia el Doble Grado en Administración y Dirección de Empresas y en Derecho, y que, reconoce, incluso estuvo allí el día de Reyes y el festivo de después. Y es que los exámenes comenzaron tan solo un día más tarde, el 9 de enero. “Estoy en el segundo curso, así que no puedo perder ni un minuto de estudio para intentar aprobar el máximo posible de asignaturas. Y creo que no voy muy mal del todo”.

Como ella, son decenas de estudiantes los que aprovechan la oportunidad que brinda la Universidad de Jaén de abrir sus salas de estudio en época de exámenes durante las 24 horas del día, hasta el próximo 26 de enero, tanto en el Campus de Las Lagunillas como en el Científico-Tecnológico de Linares.

A estas instalaciones se suma la oportunidad de estudiar que se da en las bibliotecas de ambas instalaciones, que permanecen abiertas en su horario habitual ininterrumpido de 8:30 a 21:30 horas, de lunes a viernes. Una convocatoria ordinaria, y por lo general ordenada en cuanto a la llegada de gente para estudiar en las instalaciones, en la que se constata la tendencia de los últimos años. Y es que son muchos los estudiantes universitarios que se decantan por estos espacios de tranquilidad, pero también de motivación al ver a otros tantos que se encuentran en la misma tesitura, para dar un último empujón.

Nervios y mucha tensión que, para muchos de los que ahora se afanan frente a los apuntes y los libros, se prolongarán hasta el próximo 26 de enero, que es cuanto se celebrarán los últimos exámenes del cuatrimestre. Por su parte, ya será el día 28 cuando se retome de nuevo el periodo lectivo. La próxima convocatoria de exámenes, los correspondientes ya al segundo cuatrimestre del año, comenzará a finales del próximo mes de mayo.

La UJA, entre las 201 más sostenibles

La Universidad de Jaén ha ascendido hasta el puesto 201 del prestigioso Ranking Mundial de Universidades GreenMetric, que mide el grado de sostenibilidad ambiental de universidades de todo el mundo en aspectos relacionados con infraestructuras y entorno, energía y cambio climático, gestión de agua y residuos, movilidad (transporte) y educación, que publica desde 2011 la Universidad de Indonesia. En total, en esta última edición se evaluaron 719 universidades, cien más que el pasado año, un incremento que no ha impedido que la UJA mejore respecto al año anterior, en el que se encontraba en el puesto 267. El vicerrector de Planificación Estratégica, Calidad y Responsabilidad Social de la UJA, Julio Terrados, explica que la Universidad de Jaén participa en esta evaluación desde el año 2011, y reconoce los esfuerzos de las personas de la Universidad por hacer de la institución un entorno cada vez sostenible.