Actualizado
jueves, 13 diciembre 2018
21:37
h
URGENTE

Lugar de paz, libertad y solidaridad

La sociedad jiennense aplaude los méritos de cuatro personas e instituciones
Ver comentarios
|
05/12/2018

El Colegio de Enfermería de Jaén, Mensajeros de la Paz-Edad Dorada, la profesora y concejal Carolina Rodríguez López y Ángeles Cobo López, una de las primeras mujeres que llegaron al Parlamento andaluz, engrosan ya la nómina de honor de aquellas personas y entidades que se han distinguido por la eficacia en su labor, su interés por el servicio al ciudadano y su defensa de los valores constitucionales. El Gobierno reconoció sus méritos en el cuadragésimo aniversario de la Carta Magna. Representantes de los poderes ejecutivo, legislativo y judicial y responsables de las Administraciones central, autonómica y local se reunieron en el Salón del Trono de la Subdelegación para tributar un aplauso colectivo a estos cuatro ejemplos que enorgullecen a la provincia.

La Subdelegación distinguió la lucha militante de la alcaudetense Ángeles Cobo en el Ayuntamiento de su pueblo y en el Parlamento de Andalucía, donde fue una de las primeras voces femeninas que se escuchó en un espacio que, hasta entonces, estaba dominado por los hombres. También reconoció “la tenacidad, la valentía y la firmeza” de Carolina Rodríguez, teniente de alcalde del Ayuntamiento de La Carolina, en su lucha por la igualdad desde todos los ámbitos. El Colegio de Enfermería de Jaén, el colectivo profesional más grande de la provincia con más de 4.200 integrantes, también recibió su galardón en su centenario, “cien años en los que ha estado al lado de los enfermos y de los que sufren”. La cuarta distinción fue para Julio Millán, presidente de Mensajeros de la Paz, “por su dedicación incasable y por una actividad por los que más lo necesitan dentro y fuera de nuestras fronteras”.

Más allá de los reconocimientos, la subdelegada del Gobierno en Jaén, Catalina Madueño, se estrenaba en un acto de celebración del aniversario de la Carta Magna. Su hija María, además, leyó uno de los artículos en el comienzo del acto. La representante del Ejecutivo en la provincia calificó la Constitución “como un texto vivo”, que puede ser mejorado “en un ejercicio de madurez democrática a través de nuevos consensos”. “En un momento en que radicalismos y populismos de uno u otro signo cuestionan la existencia de instituciones y derechos constitucionales, es necesario retomar ese diálogo que culminó en el texto constitucional para lograr reformas que sigan consolidando y mejorando nuestra Democracia”, aseguró Madueño. En su intervención, también hizo mención al Estado de las Autonomías: “Fue un paso tan histórico como decisivo para modificar un poder absolutista y centralizador, propio de la dictadura”, analizó. “Nuestra Carta Magna nos proporciona un estado social, democrático y de Derecho, anhelado por ciudadanos de países de la mayor parte del mundo”, concluyó.

“Nuestra obligación es que la Carta Magna perdure cuarenta siglos”
idcon=13628202;order=23

Ángeles Cobo López fue una de las seis primeras mujeres que entraron en el Parlamento de Andalucía en la legislatura de 192. También fue concejal de su pueblo, Alcaudete, del que su marido, Juan Vallejo, fue el primer alcalde de la Democracia. La residencia geriátrica del municipio lleva el nombre de esta mujer que fue una pionera a la hora de defender los derechos sociales en las instituciones. En un discurso dirigido “a los presentes y a los ausentes”, Ángeles Cobo dijo que la Constitución Española es “un ejemplo que todos debemos seguir”: “Por ello, es obligación de todos nosotros trabajar para que perdure por cuarenta siglos más”, concluyó para recibir un cariñoso aplauso.

“El feminismo no es una amenaza, no es excluyente; es una lucha de todos”
idcon=13628199;order=26

Carolina Rodríguez López es concejal en el Ayuntamiento de La Carolina y recibió la distinción por su lucha constante en favor de la igualdad y la libertad y como “un ejemplo de los hombres y mujeres de hoy y de los nuevos modelos de familia”: “El feminismo no es una amenaza, no excluye a nadie. Es una lucha en la que debemos estar todos”, aseguró esta profesora, que nació el mismo año en que se aprobó la Constitución Española. “Nuestra Carta Magna representa convivencia, paz y libertad. Refleja el diálogo, el esfuerzo y la lucha de nuestros abuelos y nuestros padres”, explicó. “¿Cómo no voy a defender la Constitución si permite que mis hijas puedan decir que tienen dos mamás?”, se preguntó.

“La distinción pone el foco en el trabajo diario que realizan 4.200 enfermeros”
idcon=13628196;order=29

José Francisco Lendínez Cobo, el presidente del Colegio de Enfermería, fue el encargado recoger la distinción entregada por la Subdelegación del Gobierno con motivo del cuarenta aniversario de la Constitución Española: “Para nosotros es un motivo de orgullo muy importante”, señaló en su discurso de agradecimiento, en el que puso poner el foco, sobre todo, en la labor cotidiana que realiza el colectivo en favor de los demás: “Este reconocimiento pone el foco y permite visualizar a los 4.200 profesionales que trabajan día a día con los pacientes de la provincia y también con sus familiares”, remarcó. La Subdelegación destacó “la humanidad y el cariño” que “regalan” los enfermeros.

“Nos ayuda a seguir pensando que un mundo mejor es posible”
idcon=13628193;order=32

Julio Millán Medina, el presidente de la Asociación Mensajeros de la Paz, recibió la distinción por su “incansable labor” con las más desprotegidos de la sociedad, desde los niños a los ancianos, pasando por las mujeres maltratadas o los necesitados. “Solo puedo daros las gracias en nombre de todo el colectivo que represento y que formamos parte de ese arroyo de solidaridad con los demás”, agradeció el sacerdote nacido en Bedmar. “Esta distinción que nos hacéis es un gesto de cariño y una caricia que nos anima a seguir trabajando para construir un mundo mejor. Porque no sé hacer otra cosa y porque sigo pensando que otro mundo mejor es posible”, agregó.