Actualizado
miércoles, 14 noviembre 2018
20:37
h
URGENTE

La atención primaria agoniza

Los médicos denuncian que la Atención Primaria está “agonizando”, urgen más presupuestos para aumentar las plantillas e instan al sistema a ponerla en valor
Ver comentarios
|
07/01/2018

La Organización Médica Colegial (OMC) alertó en el Congreso de los Diputados que la Atención Primaria en la sanidad pública está “agonizando” y urge a todas las comunidades autónomas a incrementar sus presupuestos para aumentar las plantillas de los centros de salud.

“La voz de alarma sonó ya en demasiadas ocasiones advirtiendo del riesgo de deterioro del modelo de Atención Primaria en España”, destaca Josep Fumadó, representante nacional de Médicos de Atención Primaria Rural en el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos de España, durante su intervención ante la Comisión de Sanidad de la Cámara Baja.

Este dirigente recordó que la Atención Primaria perdió peso progresivamente dentro de los presupuestos sanitarios de las comunidades y en 2015 representaban un 14,2 por ciento en el ámbito nacional, por debajo del 62,4 por ciento de la atención hospitalaria o del 16,1 por ciento del destinado a farmacia.

Una situación que favorece que el 38,8 por ciento de los médicos de familia tenga cupos de entre 1.501 y 2.000 pacientes asignados, con una media de entre 34 y 44 consultas diarias, denuncia.

Por ello, reclama un avance del 0,1 por ciento sobre el PIB en el presupuesto sanitario público entre los años 2017 y 2025 y, dentro de éste, del 0,6 por ciento anual en la participación de Atención Primaria, con el objetivo de llegar a un 19,6 por ciento del presupuesto para el año 2025. “La solución pasa por el presupuesto, y si hace años reivindicábamos el 25 por ciento, por qué no podemos pedir un 20 por ciento, por una cuestión de equidad”, señala. De hecho, este dirigente apuntó que debería ser “de obligado cumplimiento” que todas las comunidades autónomas dedicaran esa misma partida a la Atención Primaria a fin de impedir que haya desigualdades territoriales como actualmente. “El ciudadano y nosotros queremos equidad, lo vemos lógico”, apunta. Asimismo, recuerda que para conseguir que los cupos máximos de los médicos de familia no superen los 1.450 ciudadanos deberían ampliarse la plantillas en 2.202 profesionales, lo que supondría un coste de unos 100 millones de euros que, sin embargo, “repercutiría en menos ingresos hospitalarios y derivaciones a urgencias”.

“Se puede hacer de todo, pero hace falta dinero. Esto está clarísimo”, destaca este dirigente de la OMC, que también reclama un modelo retributivo específico que, entre otras cuestiones, deje libre de IRPF lo que ganan a través de las guardias, ya que “son obligatorias pero se penaliza el sueldo de más que se obtiene”.

De hecho, Fumadó lamenta que los titulados en Medicina que se presentan al examen MIR no tengan la especialidad de Atención Primaria entre sus prioridades. “Los residentes eligen medicina de familia a partir del número 5.000, y lo hacen porque no tienen ninguna otra opción, porque ven las malas condiciones que hay”, denuncia.

El dirigente contó con el apoyo de todos los grupos parlamentarios ya que, como destaca el diputado popular Bienvenido de Arriba, “donde hay mala cobertura o no se ven todos los canales de televisión, si llega un médico de Atención Primaria”. “El sistema debe poner en valor la Atención Primaria, para conseguir una atención integral”.