Actualizado
domingo, 17 diciembre 2017
13:43
h
URGENTE

Análisis para conocer las etiquetas de los alimentos

El catedrático de Nutrición, Manuel Amaro, explica la norma sobre qué información debe saber el consumidor
Ver comentarios
  • ANÁLISIS. Antonio Marín Garrido y Manuel Amaro López, durante la conferencia.
    ANÁLISIS. Antonio Marín Garrido y Manuel Amaro López, durante la conferencia.

El etiquetado de los alimentos es un mundo sobre el que reina el desconocimiento. Por eso, la Real Academia de ciencias Veterinarias de Andalucía Oriental ha tratado de arrojar luz sobre este asunto a los consumidores jiennenses. Y lo ha hecho con una conferencia de uno de los mayores especialistas en el país, el catedrático de Nutrición de la Universidad de Córdoba, Manuel Amaro. Con el sugerente título “El etiquetado de los alimentos: lo que el consumidor debe saber”, este experto hizo un análisis pormenorizado de la normativa vigente y de su evolución. Lo hizo desde un punto de partida que está a la orden del día: “Muchos consumidores se quejan de que el tipo de letra de los etiquetados es tan pequeño que ni tan siquiera puede leerse”, explicó en declaraciones a Diario JAÉN. Haciendo esta salvedad, Amaro aclaró que, normalmente, las empresas cumplen con los requisitos que marca la ley a la hora de etiquetar los alimentos: “Estamos hablando de una cuestión de salud pública que, de incumplirse, puede acarrear responsabilidades, incluso en el ámbito penal”, explicó. Uno de esos casos graves será, por ejemplo, la omisión de los componentes que pueden resultar alérgicos.

El conferenciante, que fue presentado por el presidente de la Real Academia de Ciencias Veterinarias, Antonio Marín, desgranó que en la información que debe facilitar el fabricante al usuario siempre hay una parte que resulta obligatoria. Incluye la cantidad neta, la lista de ingredientes o los catorce grupos de alérgenos, entre otras aspectos. Ese aspecto ha evolucionado con el tiempo. “Hasta hace poco tiempo, tan solo se indicaba que el producto llevaba grasas vegetales. Ya es obligatorio decir de qué son, es decir poner entre paréntesis si son de aceite de coco, de palma, de maíz o de colza”, aseguró. Sobre el uso de un lenguaje muy técnico en el etiquetado, Manuel Amaro solicitó a los consumidores realizar “un esfuerzo de aprendizaje y de comprensión”. “Es una cuestión de educación alimentaria para dominar algunos conceptos básicos que pueden ayudar mucho a la salud”, concluyó el catedrático.