Actualizado
miércoles, 20 junio 2018
16:51
h
URGENTE

Detenido en Bailén por piratear contenidos audiovisuales de pago

Presuntamente, formaba parte de una organización que ha facturado 1,5 millones de euros en seis meses
  • OPERACIÓN. Dos de los investigadores con parte del material intervenido.
    OPERACIÓN. Dos de los investigadores con parte del material intervenido.

La Policía Nacional, en un operativo que ha contado con el apoyo de Europol, ha detenido a seis personas por la supuesta distribución ilegal de contenidos audiovisuales y televisivos a través de Web TV. La investigación se inició a raíz de una denuncia presentada por la entidad de gestión de derechos de propiedad intelectual Egeda, a la que se unieron Mediapro y LaLiga. Una de los arrestos se produjo en Bailén. El detenido en este municipio era el encargado, presuntamente, de desarrollar aplicaciones para acceder al contenido ilícito y daba soporte a un foro que asesoraba a los usuarios sobre el uso del dispositivo. Además, de en Jaén, el resto de detenciones se ha realizado en las provincias de La Coruña y Barcelona.

Según explica la Policía, la plataforma gestionada por los detenidos ofertaba, a través de una mercantil, en más de 14.000 puntos de venta a nivel mundial un dispositivo que permitía el acceso ilegal a la señal de televisión de multitud de canales, algunos de acceso condicionado a pago. La organización ha facturado 1,5 millones de euros en los últimos seis meses. En este sentido, aclara que el diseño y desarrollo técnico del terminal se realizaba en el laboratorio de I+D de la empresa, donde también se desarrollaban las aplicaciones con las que acceder a películas, series o eventos deportivos. Se estaba distribuyendo de forma ilícita la señal de televisión de multitud de cadenas televisión, muchas de ellas de acceso condicionado a pago. En el marco de la investigación, los agentes comprobaron que la empresa comercializaba en grandes superficies y de forma masiva un dispositivo multimedia que permitía visionar de forma gratuita contenidos televisivos y audiovisuales infringiendo derechos de propiedad intelectual. Se diseñaba en Galicia, se fabricaba en China y se vendía a 120 euros. Los contenidos televisivos y otros eventos deportivos, películas o series, se encontraban alojados en un servidor en Francia, si bien el control del mismo se realizaba de forma remota desde el departamento de I+D de la mercantil.

Finalmente, la Policía señala en los ocho registros realizados se han intervenido 4.600 terminales, numeroso material informático, abundante documentación contable y financiera y dinero en efectivo. Además, se ha conseguido el cese de la emisión de parte de los contenidos ilícitos.