Actualizado
lunes, 21 enero 2019
21:01
h
URGENTE

Una constante modernización y esfuerzo por la renovación

La Cooperativa Perpetuo Socorro celebra sesenta años con una apuesta por las tecnologías
  • Instalaciones de la Cooperativa Perpetuo Socorro.
    Instalaciones de la Cooperativa Perpetuo Socorro.

La Cooperativa Perpetuo Socorro celebra 60 años desde su creación con una clara apuesta por la innovación y los principales avances tecnológicos. De hecho, celebran este sesenta aniversario con un nuevo aceite, Q58, que homenajea la efeméride. Con cerca de 2.000 socios el crecimiento de la compañía no para gracias a este firme objetivo. “El número está cercano a los 2.000 socios. La cooperativa ha crecido exponencialmente en los últimos años. Además, este año hemos crecido no solo en número, también en unas mejoras muy importantes para la modernización”, señala Jesús López, gerente de la cooperativa ubicada en Alcaudete.

Entre las grandes apuestas que se están llevando a cabo está el oleoturismo, cada vez más demandado y que funciona muy bien dentro de la zona, que cuenta con un paraje excepcional para entrar de lleno en el mundo del aceite.

“Es una cultura que está en auge y nosotros intentamos apostar por ello, sobre todo porque tenemos una ubicación muy privilegiada y que nos lleva a tener que apostar por el turismo. También es una forma de revitalizar y encontrar otra manera de riqueza; cuando una cooperativa está más parada, esta es otra fuente para atraer gente y que compren el aceite y te reconozcan”, explica López.

Además, cuentan con un centro de interpretación y una zona de cata, así como una renovación amplia de la mayoría de sus instalaciones, pero ahora se centran en desarrollar un museo del olivar que esperan que abra sus puertas durante los meses de verano.

Todas estas novedades sirven para que la empresa siga en auge y pueda darse a conocer a un mayor público, buscando el apoyo y la confianza del agricultor.

Otro de los avances viene de su página web y su tienda online, las cuales ganan presencia e importancia dentro de la cooperativa. “Nosotros vendíamos por internet una décima parte de lo que vendemos ahora. Esto podía ser hace cuatro años. Los saltos son cuantitativos y cualitativos. Entonces hay que estar en la onda porque te quedas atrás fácilmente”, añade.

La cooperativa desarrolla un museo del olivar que sirva para poner en valor el aceite de oliva